- Mujeres Aliadas AC - UNREGISTERED VERSION

Vaya al Contenido

Menu Principal:

QUÉ HACEMOS

Partería Profesional

La partería abarca la atención dispensada a las mujeres durante el embarazo, el parto y el puerperio, así como la atención que recibe el recién nacido. Incluye medidas destinadas a prevenir problemas de salud en el embarazo, la detección de anomalías, la búsqueda de asistencia médica si es necesario, y la aplicación de medidas de emergencia en ausencia de ayuda médica (OMS).

Una partera o partero profesional es una persona que ha adquirido las competencias que se requieren para obtener legalmente el registro y/o la certificación, establecidas por el órgano regulador encargado de cada país.

La partera profesional debe ser capaz de proveer a las mujeres el acompañamiento, atención y orientación necesarias durante el embarazo, el parto y el periodo posparto; atender los partos con sensibilidad, responsabilidad y autonomía y atender al recién nacido/a y al lactante. Esta atención incluye medidas preventivas, el cuidado integral de la salud, la detección de las condiciones patológicas en la madre y el bebé, la atención primaria de la urgencia y la referencia oportuna.

Cumple una tarea importante en la orientación y educación en los derechos sexuales y reproductivos, no sólo de las mujeres sino también de la comunidad. Promueve la equidad de género y el respeto a la diversidad cultural.

Su trabajo se basa en el conocimiento de la fisiología y en la confianza en la sabiduría del cuerpo de la mamá y del bebé y reconoce al parto y nacimiento como hechos naturales, íntimos y únicos. Su área de competencia abarca la esfera preconcepcional, prenatal, la preparación para la maternidad y paternidad, la atención del embarazo, parto y puerperio fisiológicos y se extiende a ciertas áreas de la salud sexual y reproductiva, revisión de mamas /matriz/ovarios, tratamiento de menstruacion y menopausia, detección y tratamiento de infecciones vaginales y urinarias, papanicolaus, visualizacion cervical, pruebas de VPH, enfermedades de transmisión sexual (ETS), psicoprofilaxis, planificacion familiar, orientación sexual.

Con la atención de Parteras Profesionales, disminuye: el índice de morbilidad y muerte materna e infantil, el riesgo de cáncer cérvico uterino y de mamas, el índice de cesáreas, el riesgo de infecciones vaginales y la violencia obstétrica.

A cambio, aumenta considerablemente la satisfacción y el poder de la mujer, pues ellas sienten más confianza y acuden de manera más regular a las revisiones ginecológicas. Esto contribuye a que aumenten los niveles de mujeres sanas e informadas.

En nuestra casa de salud, nos basamos en un modelo de atención humanizado en donde la mujer es la figura más importante en la toma de decisiones sobre su salud. Nuestras Parteras Profesionales atienden a mujeres sanas con embarazos de bajo riesgo, es decir, se encuentran en posibilidad de atender a más del 85% de las embarazadas.


 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal